THE NIGHT FLIGHT ORCHESTRA en The Tivoli, Helsingborg (LIVE STREAMING REVIEW)

Son tiempos extraños. En ningún momento hubiéramos imaginado esta situación que el mundo entero está viviendo, donde toda la humanidad está teniendo que hacer sacrificios y adaptando sus constumbres a algo nunca antes visto. Todas las áreas en mayor o menor medida son afectadas por la pandemia global que estamos atravesando, y los conciertos en vivo recibieron uno de los golpazos mayores. Con todas las giras y festivales que se han cancelado, los artistas tienen que buscar la forma de sobrevivir y gracias a la magia de Internet, muchos optaron por realizar transmisiones via streaming de shows especiales, dedicados específicamente al público que está en sus hogares, confinados a un encierro del cuál no sabemos cuando podremos salir.

A veces para poder recaudar fondos, a veces para mantenerse relevantes y captar la atención de sus fans, y a veces como un regalo divino para quienes esperamos algo especial de nuestro artista favorito. En el caso de The Night Flight Orchestra podemos decir que lo que pasó este 18 de Abril entraría en la última categoría, donde el septeto sueco brindó una performance antológica desde un teatro totalmente vacío, algo a lo que lamentablemente tendremos que acostumbrarnos en próximos meses.

Desde la ciudad de Helsingborg en Suecia, la banda azotó el escenario del recinto The Tivoli para brindar su primer show para una audiencia vacía. O viéndolo de una mejor forma, para la audiencia más diversa que la banda haya tenido hasta el momento, con gente de todo el mundo prendido al streaming que fue transmitido via Facebook oficial del grupo. El experimento funcionó de maravillas y por momentos la transmisión en vivo alcanzó a superar las 3500 personas. Todos pudimos disfrutar de un concierto completo de la Night Flight Orchestra desde la comodidad de nuestros hogares, por más bizarro y loco que todo esto parezca.

No por ser un concierto sin público la producción del show se vio cambiada o reducida, los aerománticos salieron a escena con toda su parafernalia, vestuarios especiales, juego de luces y una pantalla gigante proyectando videos. Digamos que se sintió como lo más cercano a estar ahí. La calidad de sonido fue impecable y la performance totalmente disfrutable, la banda claramente se encuentra en un momento de crecimiento y eso se traduce sobre las tablas. Lo único que tengo que acatar como punto negativo dentro de los aspectos técnicos es que la calidad de transmisión de video se limitó a unos escuetos 480p, cosa totalmente inaudita en un mundo acostumbrado hace años al HD, aunque por otro lado se logra entender dadas las limitaciones de ancho de banda que rigen en Europa como medida para poder llevar Internet a todos los hogares durante la pandemia.

La lista de temas fue perfecta, pero eso no es algo difícil de lograr ya que los suecos poseen una catarata de hits interminable y pueden armar setlists de ensueño haciendo un shuffle de toda su discografía. En este caso la presentación se centró en el reciente ‘Aeromantic’ (editado el pasado febrero, y por si te lo perdiste acá tenes nuestro review), del cual se interpretaron 6 temas. El arranque del concierto fue con el arranque del disco, el frenético ‘Servants of the Air’, una de las canciones más pesadas del grupo, pegada de otro clásico moderno como es ‘Divinlys’, uno de los últimos singles y un himno del gancho ochentero que nos tiene a todos bailando en el living de casa.

El frontman Bjorn ‘Speed’ Strid se siente como en casa y se lo nota relajado, contento y sin dudas TNFO es la banda donde realmente se luce, haciéndonos olvidar que ya lleva 25 años al frente de Soilwork. Lo mismo pasa con el resto de los músicos que realmente se ven divertidos interpretando hit tras hit de Rock ochentoso, con especial mención para las coristas adecuadamente bautizadas “Airline Annas”, que dotan de frescura y simpatía al show con movimientos coreografiados, además de acompañar las vocales de la mejor manera. Así pasaron varios ya considerados clásicos como ‘Living for the Nighttime’, ‘Something Mysterious’ y el que para mi es el mejor tema de la NFO: ‘Gemini’, esa joya atemporal que lo tiene todo para convertirse en el hit rockero de la década pasada, perteneciente al que también para mi es su mejor disco: ‘Amber Galactic’ (2017). No pude evitar levantarme del sillón y agitar como si estuviera en el mismo recinto: ¡un moshpit invisible desde la sala de estar de tu casa! Así seguro estábamos varios.

Otros lindos momentos del ‘Aeromantic’ aparecieron con joyas como ‘This Boy’s Last Summer’, ‘If Tonight Is Our Only Chance’ y la emotiva balada ‘Golden Swansdown’, mostrándonos como en vivo la experiencia de este disco se eleva aún más. Era divertido también observar el feed de comentarios en Facebook mientras se emitía la transmisión, y leer comentarios como “esa audiencia si que está muerta” o “increíble que viva a 3km del recinto y lo tenga que ver por streaming”. El mundo sin dudas se prendió a esta nueva experiencia de ver conciertos.

Cuando suena ese himno bailable llamado ‘Paralyzed’, uno no puede evitar ponerse a saltar y bailar coreando ese estribiilo mágico, en lo que es para mi la mejor canción de ‘Sometimes the World Ain’t Enough’ (2018) . Un solo de teclado “minimoog” introduce otro hitazo como ‘Can’t Be That Bad’ del mismo disco, y luego aparece la última representación de ‘Aeromantic’: ese temazo ochentoso y adictivo llamado ‘Transmissions’, en una interpretación sentida y vibrante, pero que lamentablemente se termina antes de tiempo ya que optaron por obviar ese final majestuoso de violín que se encuentra en la versión original de estudio. Inesperadamente aparece uno de esos temas que pasó desapercibido al no pertenecer a ningún disco de estudio, pero que sin dudas es otra gran canción: se trata de ‘Satellite’, editado a fines del año pasado como single independiente.

Antes del gran final, Strid se divierte leyendo curiosidades y comentarios de los fans en sus redes, la banda se sirve su propio Ron, y se arma una hermosa fila de conga como ya es costumbre en sus conciertos mientras arranca uno de los temas más viejos y emblemáticos de la banda: ‘West Ruth Ave’ perteneciente a aquel ya lejano ‘Internal Affairs’ (2012) y de esta manera se cierra una hora y cuarto de un concierto redondo, completo y súper divertido, una excelente manera de introducirnos a este nuevo mundo de conciertos en vivo a través de la pantalla.

Todos estamos deseando que esto termine, todos deseamos que no se prolongue indefinidamente, pero mientras no podamos volver a la normalidad y no podamos volver a sentir el poder de la música en vivo, vibrando, saltando y cantando junto a miles de personas, siempre suma y se agradece que las bandas sigan brindándonos maneras de hacernos sentir y emocionarnos con su música, de la forma que sea. Tenemos que mirarle el lado positivo a las cosas, y hoy podemos decir que presenciamos algo que hace tanto de show en vivo, como de lanzamiento oficial, al quedar plasmado para la posteridad en las redes de streaming. Lamentablemente tenemos la imposibilidad de tomarnos un avión por mucho tiempo, pero The Night Flight Orchestra sigue levantando vuelo y haciendo escala en cada país del mundo.

Setlist – The Night Flight Orchestra @ The Tivoli, Helsingborg, Suecia – 18-04-2020

  1. Servants of the Air
  2. Divinyls
  3. Living for the Nighttime
  4. This Boy’s Last Summer
  5. If Tonight Is Our Only Chance
  6. Something Mysterious
  7. Gemini
  8. Golden Swansdown
  9. Paralyzed
  10. Can’t Be That Bad
  11. Transmissions
  12. Satellite
  13. West Ruth Ave

Live Stream Review: Alejandro Melgar

AJMA