LINDEMANN – F & M (ALBUM REVIEW)

Este último año el señor Till Lindemann ha estado bastante ocupado con todo lo que conllevó los preparativos de la exitosa gira de Rammstein por los estadios más importantes de Europa. Cabe mencionar que se dieron el lujo de hacer sold out en todas sus presentaciones. Pero eso no es todo en la vida del cantante, también vuelve junto a tu proyecto solitario Lindemann, acompañado de su compañero Peter Tägtgren, conocido por su trabajo en Hypocrisy y Pain.
Este súper dúo sueco-alemán se presentó por última vez en vivo en el año 2018, en marco de la promoción del libro de Till titulado “Messer”, uno de sus proyectos literarios que fue traducido al ruso. En consecuencia, la gira lleva a la banda directamente a las frías tierras rusas. Un encuentro muy recordado por todos por las fotografías que circularon, mostrando al líder de Rammstein llegando a las diferentes firmas de su libro junto a una chica con el cuerpo completamente de látex gateando por el suelo, al puro estilo BDSM.

Ya para finalizar el segundo semestre nos presentan “F&M” (Frau und Mann en alemán o en inglés “Woman and Man”). El disco estrenado el pasado 22 de Noviembre contiene 12 canciones completamente en alemán, a diferencia de su primer disco Skills In Pills escrito en inglés.

El primer movimiento está a cargo de “Steh auf”, haciéndonos una introducción junto a una batería y guitarra, todo muy robotizado, dándole paso a una pista con varios matices sinfónicos, que se mantienen en todo momento presentes en la canción. En instantes podemos escuchar golpes de cadenas, uno de los matices aportados por Peter en esta producción que los fanáticos de Pain sabrán reconocer, acompañado del sonido industrial de la vieja escuela. Seguida “Ich weiß es nicht”, en el mismo formato del track anterior, con la diferencia que contiene partes muy lentas que van subiendo poco a poco hasta acumular toda la energía en el puente y explotar en un potente coro. La fórmula de esta canción es la perfecta mezcla de una base electrónica que le da un ambiente muy oscuro, acompañado de unos riff durísimos presentes en todo momento, sin dejarnos respiro.
Pasamos al siguiente tema “Allesfresser”, con un suave comienzo junto una leve musicalización que acompaña la voz de Till, para en unos segundos meternos toda la caballería encima sin la voz. Nuevamente repiten el verso suave y en el momento que menos te esperas aparecen los riff durísimos. Esta combinación se termina al llegar al coro, que agrega sonidos electrónicos antiguos, de los años 80’.
La esencia de estas últimas canciones es claramente Industrial en su totalidad, influenciados completamente los discos más antiguos de Rammstein.

La siguiente canción “Blut” le da un giro inesperado al disco. Después de pensar que el álbum vendría todo en la misma línea de las pasadas canciones, aparece una tímida guitarra junto a una base totalmente tranquila que acompaña la misteriosa voz de Till recitando los versos, todo muy elegante y diplomático, pero en un plano oscuro. Ya pasando al coro se vuelve un poco más pesada, con la incorporación de unos riffs duros pero muy distinguidos, que mantienen el balance con el principio, regalándonos momentos donde el factor emocional interviene mucho a mi parecer, lo que la hace una pieza de excepción e imperdible del disco en general.
La quinta canción “Knebel”, viene en un formato unplugged que domina gran parte del tema, para rematar en una total fiesta industrial los últimos minutos. El giro que toma el tema pasando la mitad de la canción es totalmente insano e hermoso al mismo tiempo, al igual que el videoclip, que vale mucho la pena mirar. Cabe recordar que este proyecto es un reflejo 100% de las neuronas retorcidas de Till, sin censura y sin ningún tipo de Tabú. El video lo  pueden encontrar censurado en youtube pero se puede encontrar en otras plataformas. Si les da un poco de curiosidad, pues, la invitación está abierta a mirarlo No les daré mayores spoilers, solo advertirles que si no les gusta la sangre, pues no lo miren.

Para agregarle un poco el ambiente más rockero al disco viene “Frau & Mann”, una canción que parece sacada de un anuncio de la tv, muy comercial y apta para todo público Si no fuera por la reconocible voz de Till, pasaría desapercibida ante los oídos de cualquiera.  
Siguiendo un poco la misma línea de la anterior canción suena “Ach so gern”, una de las canciones más inesperadas. De repente te en encuentras con un tango y un solo de guitarra española, totalmente brillante el quiebre del álbum. Un equilibrio entre el bien y el mal, logrado completamente.
A continuación un paréntesis con “Schlaf ein”, una pieza más que nada orquestal, acompañada de un piano y la voz. Una pieza lenta, quizás la más calmada de la carrera de estos dos personajes. Está bien lograda, pero en lo personal no me termina de convencer.
Ya volviendo al plano pesado junto a “Gummi”, un salto nada que ver a lo escuchado anteriormente, pero tampoco nada nuevo que aportar. El ritmo es divertido de escuchar, pero nada que no hayamos escuchado en las primeras canciones.
Ya entrando en las canciones finales suena “Platz Eins”, una canción orientada en la electrónica alternativa, con claras influencias del synth pop/future pop. La presencia de sintetizadores y el sonido futurista que tiene este tema hace que hasta los más heavy metal muevan un poco los pies Además en algunas partes agregan la voz de una mujer apoyando a Till, otro acierto del disco, porque a pesar de todo conserva muy bien el sonido industrial.
Y nuevamente nos llevan a la nostalgia de la mano de “Wer weiB das schon”, una balada muy emocional para darle el cierre al disco, quizás no tan profunda como las canciones que escuchamos en Rammstein, pero que rápidamente te atrapa con serenidad. Además de la orquestación meticulosamente elegida para darle un final excepcional. 

A mi parecer el enfoque que ha adoptado este excelente dúo va más allá que si eres fan de Pain o Rammstein, ya que esta vez han dejado claro que la versatilidad es lo suyo y pueden contactar a cualquier audiencia con este trabajo. En lo personal, es un disco que se tiene que tomar con mucha atención y tratar de entender un poco el mundo más que nada de Till y sus ideas locas, sin censura, luciendo en su máximo esplendor toda su personalidad y corazón.

Resultado de imagen para lindemann f & m
Fecha de Lanzamiento: 22 de Noviembre

Calificación: 9/10

Review por Karina Baez

Tracklist:
1. Steh auf
2. Ich weiß es nicht
3. Allesfresser
4. Blut
5. Knebel
6. Frau & Mann
7. Ach so gern
8. Schlaf ein
9. Gummi
10. Platz Eins
11. Wer weiß das schon